Economía | 31/10/2009
  GASTAR MAS DE LO QUE SE TIENE
 

De continuar el nivel del gasto actual y esta carencia de inversiones, la Argentina se estaría encaminando hacia un cuello de botella cuya única solución sería, una vez más, un nuevo ajuste socio económico para la población. Según las estadísticas, desde hace medio siglo la Argentin6a viene gastando más de lo que produce. Sólo hubo un año en el que se revirtió este comportamiento: el 2002. Fue el único momento en el que el país produjo más de lo que gastó. Esto, en términos económicos, significa que en lugar de producir más capital, lo estamos consumiendo.

Por Enrico Udenio

Días atrás, el diario “La Nación” publicó una nota de Ricardo Esteves, uno de los analistas políticos y económicos más claros que tiene el país, en el que hace hincapié sobre el problema de la escasez de inversión y el exceso de consumo. Se trata de una cuestión que viene preocupando desde hace mucho a una gran parte de los analistas. Es que de continuar...

GASTAR MAS DE LO QUE SE TIENE
 


Días atrás, el diario “La Nación” publicó una nota de Ricardo Esteves, uno de los analistas políticos y económicos más claros que tiene el país, en el que hace hincapié sobre el problema de la escasez de inversión y el exceso de consumo. Se trata de una cuestión que viene preocupando desde hace mucho a una gran parte de los analistas. Es que de continuar el nivel del gasto actual y esta carencia de inversiones, la Argentina se estaría encaminando hacia un cuello de botella cuya única solución sería, una vez más, un nuevo ajuste socio económico para la población.


Esteves insiste en el punto de que, desde hace ya décadas, los gobiernos argentinos promueven condiciones que privilegian el consumo por sobre las inversiones. Ya en otra nota publicada por el mismo diario el 2 de julio del 2007, él decía: “(…) si se pretenden bajar artificialmente los actuales altos niveles de pobreza, fogoneando el consumo o buscando a qué sector quitarle una parte de su ingreso, violando reglas, desalentando la inversión y aumentando el gasto sin la contrapartida de una mayor producción, los logros serán ficticios y, por lo tanto, efímeros”.    


Según las estadísticas, desde hace medio siglo la Argentina viene gastando más de lo que produce. Sólo hubo un año en el que se revirtió este comportamiento: el 2002. Fue el único momento en el que el país produjo más de lo que gastó. El actual gobierno argentino rechaza este dato mostrando los superávit comercial y fiscal logrados durante los últimos años. Pero el hecho es que estos superávit se obtuvieron a costa de falsear los costos de gran parte de los servicios y materias primas. Con un sinceramiento de la economía, los números hubieran resultado negativos. En realidad, desde el 2004 hasta ahora, el país siguió gastando más de lo que producía. Esto, en términos económicos, significa que en lugar de producir más capital, lo estamos consumiendo.


Entre los argumentos que se esgrimen para explicar esta situación, algunos aducen que no es un problema de producción sino de redistribución de lo que se produce. Esto, más allá de que exista una incorrecta distribución de la riqueza, no es así.


Lo explicaré tomando como ejemplo el micromundo de una familia.


Supongamos que sus integrantes consumen más de lo que sus ingresos les permiten. Aunque uno de ellos gane mucho más que el resto y se lo obligue a dividirlo entre los demás, el ingreso y egreso global e integrado de esa familia será el mismo.


La única manera de sobrellevarlo es mediante endeudamiento a través de compras en cuotas, o a través de préstamos de bancos, usureros, amigos o familiares. Si en los siguientes meses no se incrementa su ingreso, la deuda aumentará porque ni siquiera podrán pagar los intereses. Entonces, llegará el momento en el que la familia deberá afrontar su quiebra.


 


EL ESTADO LADRÓN


Un Estado tiene varios privilegios que una familia no tiene. Puede, por ejemplo, fabricar billetes “falsos” (la emisión de dinero sin una contrapartida productiva) y con ello generar inflación; o puede aplicar políticas generalizadas que modifiquen el cuadro deficitario (promover inversiones o disminuir gastos); o puede directamente tomar a discreción lo que necesita sin que esto sea considerado un robo. Pero ¿de qué manera puede llevar a cabo esta última acción? Lo logra a través de devaluaciones monetarias; o aplicando mayores impuestos que no pueden ser trasladados al público; o por medio de expropiaciones sin otorgar a cambio el debido resarcimiento; o mediante apropiaciones indebidas de la propiedad privada.


Para una mayor comprensión de lo que significa este sistema de sustracción de lo ajeno, me referiré a uno de los más frecuentes en la historia argentina: el de las devaluaciones monetarias.


 ¿Por qué la Argentina necesitó siempre de ellas para equilibrar su economía? 


Porque como no se puede sostener eternamente un gasto mayor a lo que se produce, llega el momento “del ajuste”. Esto significa que hay que quitarle a la población más de lo que está dispuesta a dar porque, de otro modo, sobrevendrá el colapso. Es entonces, que debe recurrir a que la gente reciba menos ingresos. Como esto es muy difícil de conseguir por la resistencia social que involucraría este acto, el Estado lo logra de manera “indirecta”.


En el sistema capitalista, la moneda de una nación debe tener un cierto nivel de respaldo real a través de sus reservas de oro y divisas extranjeras. Cuando el circulante de dinero nacional excede estas reservas, se produce inflación y devaluación monetaria. Al devaluar, el Estado genera dos consecuencias:


1) Todos los ahorros en pesos pierden una parte de su valor real.


Imaginemos que hoy se produzca una devaluación del 20% de la moneda argentina llevando el cambio del dólar de 3,85 a $4,60. Una ahorrista con diez mil pesos invertidos en un plazo fijo o en bonos del Estado, que tenía u$s 2.600 de acuerdo al cambio de $ 3,85 por dólar, pasaría a tener u$s 2.170. Los u$s 426 de pérdida que sufrirá la ahorrista mudarán al bolsillo del Estado. Esta transferencia de la riqueza se debe a que el Estado maneja su economía en relación a sus reservas genuinas (aquellas que pueden ser utilizadas sólo para sostener su moneda). Las importaciones como las exportaciones, así como las deudas y las cobranzas internacionales inciden en las mismas y se efectivizan en moneda extranjera, preferentemente dólares norteamericanos. Volviendo al ejemplo citado, después de la hipotética devaluación, toda la masa de dinero argentino existente en el mercado pasará a valer un 20% menos en dólares, lo que significará que el Estado aumentará su capacidad de respaldar su moneda con sus reservas en un 20%. Todos serán más pobres menos el Estado.


2) Todos los gastos y salarios públicos sufren una pérdida real en moneda fuerte del 20%. Como el gobierno paga las prestaciones laborales y casi toda la deuda pública interna en pesos, significará un veinte por ciento menos en dólares.


 


Aunque con la devaluación, la masa monetaria existente en el mercado se equilibrará un poco con relación a los recursos del Estado para sostenerla, si no aparecen inversiones que se acerquen al 24% del PBI y se realicen modificaciones estructurales que ayuden a estabilizar por largo tiempo las reglas del juego de los mercados, en algún momento se reinicia el ciclo de consumo y gasto mayores a lo producido, y vuelven las expropiaciones de los bienes de la población a través de la inflación, la devaluación monetaria, las apropiaciones a los privados y mayores impuestos, sin que importen todas las “promesas y garantías” que se hayan dado con anterioridad. Nuestro país siempre ha sido un ejemplo en justificar la utilización de cualquier medio para lograr el fin deseado.


 


SIN INVERSIONES NO HAY CRECIMIENTO


Hoy el nivel de inversión anual del país llega al 20% de su PBI. Este es el porcentaje que se calcula como el mínimo indispensable para sostener la producción existente. Para aumentarla, necesitamos que las inversiones se acerquen al 24% del PBI, cifra que está muy lejos de las posibilidades actuales.


Los altos índices reales de pobreza y desocupación que sufre la Argentina obligan a aumentar los gastos dirigidos a la asistencia social pero, al no haber aumento de productividad y riqueza, el proceso de descapitalización de la economía continuará hasta un punto donde sólo habrá tres opciones de acción: 1) Emitir billetes; 2) Endeudarse; 3) Sacarle más dinero a la población.


En el caso de la primera opción, la inflación agravará la situación social y se expandirán los conflictos, los pedidos de aumentos de salarios y subsidios, etc.


En el caso de la segunda opción, el problema no será endeudarse. Cuando un país recibe préstamos para realizar grandes inversiones en infraestructura, generará la suficiente riqueza como para pagar los intereses de ese endeudamiento e, incluso, su capital. El problema es endeudarse para gastarlo en salarios, subsidios y gastos burocráticos, ya que no se generará siquiera la riqueza indispensable para afrontar los intereses. Por ello, la Argentina es una nación que históricamente refinancia hasta los intereses que debe pagar por sus deudas.


La tercera opción sería cobrarle más impuestos a una población que, de por sí, gasta más de lo que produce y se resiste a gastar menos. Con esta alternativa agravamos el problema ya que habrá menos dinero privado para el consumo, lo que traerá una disminución de la actividad industrial y comercial, y se ampliará la brecha entre los ingresos y egresos.


Y si, por sus nefastas consecuencias, el gobierno decide evitar un aumento de los impuestos, deberá obtener lo que necesite para solventar sus mayores gastos quitándoselo a otro o devaluando la moneda. Tomemos el ejemplo del reciente decreto (DNU) de los Kirchner instalando el “salario semi-universal” para los menores de 18 años. Esta asignación le costará al Estado diez mil millones de pesos anuales que los obtendrá de ANSES. Es decir, será la caja de los jubilados la que aportará este dinero. Más allá del problema ético que esto significa (el Gobierno no les paga a los jubilados el aumento que estableció la Corte Suprema de Justicia argumentando que no tiene posibilidades económicas para hacerlo), se le quita dinero a los jubilados para darle otro destino al previsto.


Como ninguna de estas opciones posibilita solucionar de fondo el principal problema, que es la escasez de inversiones, finalmente se recurrirá, como tantas otras veces, a un ajuste. 


Aunque los Kirchner han reiterado que ellos no harán ninguno, su discurso es fútil. Es que no importa lo que ellos quieran o no. Ningún ajuste en la historia argentina se ha realizado porque el gobernante de turno lo ha deseado ya que no se trata de una cuestión de voluntad política. Cuando se vulneran cuestiones básicas de la economía capitalista, no se puede evitar sus duras consecuencias.


 


EN BÚSQUEDA DE UN LUGAR EN EL MUNDO


Por supuesto, hay maneras de evitar los ajustes. Las conocemos. Si no queremos o no podemos bajar los gastos, hay que aumentar la producción de riqueza. A la Argentina le fue difícil recuperarse del default del año 2002. Lo consiguió gracias a que “Dios se convirtió en argentino” y nos trajo una excepcional suba de precios de nuestros principales productos de exportación. Los Kirchner vieron allí la solución de sus problemas financieros y gravaron fuertemente sus exportaciones. Finalmente se ‘pasaron de vueltas’ y asfixiaron a la principal riqueza del país.


El modelo económico de los Kirchner consistió en hacer base en el consumo y no en la inversión. Como se partió de un piso (por no decir subsuelo) extremadamente bajo (el del año 2002) las cifras de crecimiento entusiasmaron al principio, pero al seguir ausentes las inversiones, este entusiasmo se redujo, iniciándose la fuga de los capitales.


¿A qué se debió esta caída?


Principalmente, a cuatro factores:


1)                 La constante violación al derecho de propiedad, elemento clave para los que detentan la capacidad monetaria de invertir ingentes capitales en el país.


2)                 El constante cambio de las reglas del juego comercial e industrial que, si bien no ha sido un invento de este gobierno, la transgresión contractual y legal sigue plenamente vigente en el país.


3)                 La modalidad política de los Kirchner de generar odios y discordias en la población. Han promovido –incluso apañado- acciones de violencia social y un clientelismo a un punto tal, que hasta los empresarios “oficialistas” están remitiendo su dinero al exterior mientras “discursean” su apoyo al gobierno.   


4)                 La adulteración de las estadísticas y datos, indispensables para que los empresarios calculen sus inversiones.


 


En la próxima semana nos ocuparemos de analizar estos cuatro generadores de desinversión, pero hoy considero imprescindible y esencial pedir que no sigamos creando mitos de desarrollo económico creyendo que desde nuestro remoto lugar en el estatus de poder mundial, podemos crear una nueva ideología que supere los males que ocasionan las existentes.


De acuerdo a la definición de Carlos Escudé, uno de los mejores especialistas y estudiosos de las relaciones exteriores, “ser realistas será reconocer que nuestra ubicación no puede ser sino periférica”. Tendremos que regresar al estadio donde están ubicadas todas las naciones del mundo no para ocupar la platea sino los tablones de la tribuna popular, y escalar posiciones a partir de ella. Así lo hicieron Brasil y México, lo está haciendo Chile y, muy probablemente lo siga Uruguay, el país hermano al que los mismos uruguayos cariñosamente llaman “paisito”.


Hay material humano y riquezas económicas suficientes. Podemos utilizarlas o agredirlas. De cuál sea la actitud, dependerá que lo logremos con rapidez o no.


Con la decisión del gobierno en avanzar hacia una posible solución del aislamiento financiero internacional de la Argentina, y con los ambiciosos acuerdos comerciales y de infraestructura que acordaron Cristina Kirchner y la presidenta chilena Bachelet (más allá de las dificultades financieras para concretarlas), se abrió una esperanza de cambio para el país. Los meses siguientes mostrará si son genuinos o se trata de otro engaño político.


Enrico Udenio


30 de octubre de 2009

Imprimir imprimir     Enviar por mail enviar por email
 
 
 COMENTARIOS   Deja tu Comentario >   
     
  Raúl Martínez ( Perrengue)  (hace +1 año ) Reportar Abuso
  CONOCIENDO a HUGO PRESMAN

CLIMA DE ÉPOCA

Por Hugo Presman

Muchas veces he afirmado que los procesos históricos no pueden ser analizados a través de la mirilla de la corrupción. Que si ese es el parámetro para analizar las grandes bisagras de la humanidad, desde la Independencia Norteamericana a la Revolución Rusa, desde la Revolución Francesa a la Cubana, desde la gesta de los héroes que lucharon por la Independencia de España en el marco de constituir una confederación de Estados al sur del Río Bravo a la Larga Marcha de Mao, desde el triunfo de la Revolución Industrial a la Caída del Muro de Berlín, todo se enaniza, adquiere la dimensión de bonsái y reproduce aquél viejo ejemplo atribuido a los chinos de que cuando alguien señala con el dedo a la luna, el corto de miras sólo aprecia el dedo y no ve a la luna. El periodista Martín Caparrós ha definido este fenómeno como “honestísmo”, cuyo exponente más paradigmático en la Argentina es la Doctora Elisa Carrió. Ha llegado a sostener la dirigente de la Coalición Cívica que no importa la ideología sino que lo determinante es la honestidad de los protagonistas. Inmediatamente el interlocutor que escucha el razonamiento crítico al “honestismo”, reacciona preguntando si uno apaña a la corrupción. Y tal vez lo que no entiende es que la corrupción tiene y debe ser denunciada sin erigirla en la columna vertebral del análisis político. De alguna forma ese fue la falacia levantada por la Alianza, que se proponía en última instancia ser el menemismo en su versión honesta. Y el problema fundamental no era la corrupción del menemismo sino las políticas de entrega de la segunda década infame. Sin un peso de corrupción, el menemismo hubiera sido igualmente devastador. Aunque eso de alguna forma es un oxímoron: la corrupción fue la vaselina que facilitaba y potenciaba la entrega.

Martín Caparrós escribió en Crítica de la Argentina: “ El honestismo es esa “idea tan difundida según la cual –casi– todos los males de la Argentina contemporánea son producto de la corrupción en general y de la corrupción de los políticos en particular……. eso, en política, no alcanza para nada: que un político sea honesto no define en absoluto su línea política. Por eso digo que la honestidad es –o debería ser– un dato menor: el mínimo común denominador a partir del cual hay que empezar a preguntarse qué política propone y aplica cada cual.”


DECÍAMOS AYER

Allá, por agosto del 2007, en una nota titulada “Acerca de la Corrupción” decía: “Nos vendieron una historia falsa. Sabiendo que con eso condicionaban el futuro. George Orwell en “1984” sostiene: “Quién controla el pasado controla el futuro; quien controla el presente controla el pasado” Hay que tener en cuenta que la historia es la política del pasado, como la política es la historia del presente. No entender como fue la política en el pasado es haber quedado sin brújula para analizar el presente.

Además de su adulteración profunda nos presentan una serie de héroes impolutos nacidos con vocación de bronce. Son tan puros, tan colmados de virtudes que ningún ser humano puede identificarse con ellos. Cualquier comparación con esos personajes ahistóricos resulta una derrota cantada. Es como el autor malhadado de esa frase nefasta sobre Carlos Gardel: “Cada día canta mejor”. De alguna forma es el fin de la historia, porque nunca podrán surgir protagonistas que lo superen.

Lo que esa historia evita, entre otras cosas, comprender que ni San Martín ni Bolívar, para citar dos figuras emblemáticas eran considerados héroes por sus contemporáneos. San Martín no pudo regresar a tiempo a Buenos Aires para asistir a su mujer Remedios que se moría de tisis porque el riesgo de ser asesinado en la ciudad puerto.(1) Bolívar abandona Bogotá custodiado por sus amigos ante el peligro que atentaran contra su vida mientras en las paredes aparecen leyendas de “ Bolívar: traidor” (2)

El conocimiento de la historia real con sus conflictos y pasiones, permite analizar el presente en perspectiva. Sabiendo que el tiempo depura lo secundario, disminuye la significación de ciertos hechos y ubica lo importante en su justa medida…..George Washington, primer presidente de EE.UU, desempeñaba su cargo de general de ejército norteamericano ad – honorem. Pero era el proveedor de ese ejército lo que le proporcionaba utilidades suculentas que pretendía disimular con su cargo no rentado.

A José de San Martín se le imputa el cobro de una comisión en la compra de barcos para el traslado de las tropas de Chile a Perú. Un historiador liberal dice: “Desde Santiago, O¨Higgins le hizo saber que la importante suma de dinero que habían mandado a Londres hacía seis años con Álvarez Condarco ( cuando fue a comprar barcos para la campaña) para que la depositaran a nombre de ambos, éste la había dilapidado haciendo apuestas en la bolsa. “Nos quedan solamente doce mil quinientos pesos para cada uno- se lamentaba Bernardo en lenguaje cifrado- y el importe suyo lo dejo en manos de Felipe del Solar” “DON JOSÉ LA VIDA DE SAN MARTÍN” José Ignacio García Hamilton Editorial Sudamericana Junio del 2000 Página 259

A José Beer Gelbard se le probó una comisión, como demuestra María Seoane, en su biografía favorable al primer Ministro de Economía del tercer gobierno de Perón….. A Juan Domingo Perón se le imputa haber cobrado un dinero por el pacto con Frondizi: “Para su llegada al gobierno (Arturo Frondizi) se dijo que incluso compró sus apoyos. Según Jorge Antonio (amigo y mecenas de Juan Perón), éste recibió 85.000 dólares de Rogelio Frigerio, el asesor directo de Frondizi, para que promueva su candidatura en 1958” Negocios, corrupciones y política” Guillermo Vitelli citando revista Tres Puntos del 29 de enero del 2003.

No faltará quién juzgue a Washington en su calidad de proveedor, quién cuestione a San Martín por esa comisión, a Gelbard por la coima o a Perón por el dinero cobrado por un pacto. Quién tenga una visión tan microscópica y miope de la historia, una apreciación delineada a través de una calificación moral, podrá encaminarse a un juicio “políticamente correcto”, pero quedará lejos de entender los procesos históricos que estas figuras protagonizaron.

Dando por cierto los hechos mencionados a los efectos de esta nota, no podría elogiarse las actitudes de Washington, San Martín, O¨ Higgins, Perón y Gelbard. Pero al mismo tiempo sería estúpido negar el papel de Washington en la Independencia Norteamericana, el papel excepcional de San Martín y O¨Higgins en la Independencia americana, la concepción continental, principalmente del nacido en Yapeyu, su envergadura histórica. Lo mismo sucedería con las notables presidencias transformadoras de Perón o la visión de un país integrado, en un empresario con un proyecto nacional como Gelbard.

Cuando se llega a este punto, el políticamente correcto preguntará incisivo: Entonces ¿Ud cree que el fin justifica los medios? o acaso se adscribe a aquello que “roba pero hace”.

Y la respuesta es no. Simplemente que el hecho criticable se lo contextualiza en el balance general del protagonista. No merecerá elogios por la agachada, pero la agachada debe analizarse en el recorrido general del protagonista……. Como se ve no resulta sencillo realizar un análisis lineal acerca de la corrupción. Además, si el interlocutor se sube a un banquito y desde ahí derrama un discurso políticamente correcto, confundiendo la complejidad histórica con juicios morales, la historia deja de ser un lugar de aprendizaje para ser una extensa sucesión de de repeticiones de Sodoma y Gomorra.

Llegado a este punto, se deduce que para el criterio de la doctora Elisa Carrió, en su Coalición Cívica, no tendrían cabida, más allá de las diferencias ideológicas, solamente por razones morales, San Martín, O¨Higgins, Washington, de ser argentino, Perón y Gelbard. Eso sí: el neoliberal Ricardo López Murphy, el conservador Gustavo Gutiérrez están en la coalición cívica por méritos propios. No son ni Perón ni Washington. Pero son irreprochablemente honestos para la ex jefa del ARI, para quién San Martín sería aquel que se quedó con el dinero de la flota.

RECUERDOS DE LOS SESENTA Y LOS SETENTA

Fui militante político en la segunda mitad de la década del sesenta y en los setenta. No me lo comentaron. Estuve ahí. Además lo he chequeado con muchos de aquellos protagonistas y testigos Por eso puedo asegurar que cuando alguien ingresa a la política lo hace en la mayoría de los casos para tratar de concretar sus ideas y sus sueños y no para enriquecerse. Hacia 1969, no había en la opinión pública la idea que Onganía desde la derecha o Santucho desde la izquierda, para dar dos ejemplos extremos, uno tomaba el poder por asalto y el otro lo buscaba por la vía armada, tenían como finalidad el enriquecimiento personal. Es cierto que Onganía implicaba la adopción de políticas que permitían el enriquecimiento de sectores económicos concentrados y el empobrecimiento de los populares. Cuando su Ministro de Economía, Adalbert Krieger Vasena, dejó su cargo y pasó a formar parte del directorio de la empresa extranjera DELTEC S.A, la reacción de rechazo fue muy fuerte.

La idea de la mayor parte de la militancia política era el desprecio o la subestimación hacia los cargos públicos, porque el objetivo era hacer la revolución.

LA DEMOCRACIA Y LA CORRUPCIÓN

El acceso a un régimen periódico de elecciones se realizó después de padecer los años de plomo y una derrota bélica. La sociedad que emergió asumió en muchas de sus franjas una épica individualista y en sus extremos el “sálvese quién pueda”. No había un proyecto colectivo abarcador y entonces el militante fue sustituido por el operador rentado, el pueblo por la gente, y las luchas obreras empezaron a ser analizadas desde el ángulo del usuario, al que la prédica ideológica predominante lo catalogaba de víctima y rehén.

En ese contexto, muchos representantes políticos, abdicaron el intento colectivo de cambiar la sociedad por el individual de cambiar de clase social. La Coordinadora radical tuvo algunos representantes que se adecuaron a los nuevos tiempos, prolongados en algunos epígonos de la renovación peronista y encontraría su cumbre en la década menemista. Cierto clima de época quedó reflejado en la brutal definición del empresario Alfredo Yabrán, que acuñó la frase “El poder es impunidad”

Cuando el modelo de rentabilidad financiera estalló en el 2001, sectores amplios de la ciudadanía tradujeron en la consigna antipolítica del “ que se vayan todos” la desilusión de que el pasaje que le habían vendido al Primer Mundo era trucho, con el contraste de constatar su declinación económica con la ostentación pornográfica de muchos de sus representantes.

El mensaje de cambio expresado en las calles, el repudio a todo lo que olía a político fue recogido con timidez por Eduardo Duhalde y con entusiasmo por Néstor Kirchner. Los políticos recuperaron parte del prestigio perdido, pero muchas señales del “clima de época” perduraron, se refugiaron en islotes de corrupción más o menos encubiertas y cada tanto asoma con grados de impudicia llamativa.

La dictadura establishment-militar y luego el menemismo han dejado cicatrices profundas. Es significativo lo que dice la profesora de Literatura Eugenia Almeida autora de la novela “El Colectivo”: “Las marcas de la dictadura en los alumnos del secundario es la imposibilidad de pensar colectivamente. Aún con buenas intenciones, no surge un pensamiento colectivo, que es más difícil pero más rico y apasionante. También la dificultad para escuchar, cualquiera sea el que hable….Es muy fuerte llegar a una aula y encontrar que los chicos se resisten a poner en cuestión cosas, tienen una mentalidad “esto es así” y no se piensa. Entonces la única convicción que puedo intentar transmitirles es que las cosas no siempre son lo que parecen, que el mundo es más complejo, que percibimos lo que esperamos ver y hay que tener cuidado con eso ”

LAS MANIFESTACIONES DE BIENES DE NÉSTOR Y CRISTINA KIRCHNER

Desde el punto de vista de la militancia setentista, siempre se le recriminó a los Kirchner el haber construido su fortuna inicial sobre los dolores de la circular 1050. Sorprendentemente también fue usado el argumento por quienes construyen sus riquezas por métodos iguales o peores, que constituyen en última instancia el sustrato último del sistema que queda reflejada en la expresión demoledora de Carlos Marx “el capitalismo llega chorreando sangre y lodo”. Más allá de ciertas dificultades para justificar claramente incrementos de patrimonio lo que puede apuntarse especialmente en las dos últimas declaraciones juradas es la desprolijidad de quien las confeccionó al valuar las acciones en la Sociedad Hotesur S.A, teniendo ambos cónyuges la misma proporción, las mismas valen para Cristina Fernández $ 371.232 y para Néstor Kirchner la suma de $ 1.941.632.

El segundo punto injustificable es la compra de terrenos fiscales en Calafate a precios significativamente inferiores a los de mercado, que en una primera justificación era para facilitar el desarrollo urbano del lugar. Uno de esos terrenos fue vendido a la firma Cencosud S.A, sin ninguna construcción, y en apenas dos años en un precio 47 veces mayor. Esta operación figura en la Manifestación de Bienes del 2008.

Otro detalle cuestionable, este desde el punto de vista ético, es que buena parte de los voluminosos plazos Fijos están en dólares, lo que resulta tan incongruente como cuando los Ministros de Educación envían a sus hijos a escuelas privadas. Lo que resulta chocante, típico del “clima de época” y absolutamente incompatible es que en pleno ejercicio de la presidencia de Cristina Fernández, la familia haya constituido una sociedad anónima llamada EL CHATEL, integrada por Néstor, Cristina y Máximo Kirchner como presidente, dedicada “al estudio, a la investigación y al asesoramiento en las ramas de la economía, finanzas, derecho, ciencias sociales, educación, administración y otras disciplinas de personas físicas o jurídicas del país o del extranjero; comprendiendo la elaboración de estudios de mercado, factibilidad, planes de inversión y programas de desarrollo, la realización de proyectos de comercio interior o exterior y la elaboración de informes, y proyectos, de crecimiento, de infraestructura y de temas relacionados con la actividad agropecuaria o inmobiliaria.” La sociedad fue constituida por escritura pública 1193 del 21 de diciembre del 2007.

Otro detalle llamativo es que la rentabilidad en dólares de los plazos fijos supera largamente lo que se paga en el país y en el exterior.

CLIMA DE ÉPOCA I

Exteriorizaciones típica de la supervivencia de un “clima de época” han sido las declaraciones del Presidente del ANSES, Diego Bossio, un joven de 29 años quien debe ser controlado por la Sindicatura en la que figuraba como número dos, su mujer, Valeria Loria. Demostrando que no es condición necesaria ni suficiente ser joven y nuevo en política para desterrar viejas prácticas, con notable desparpajo declaró: “ Mi mujer me controla muy bien” Cuarenta y ocho horas más tarde Valeria Loria renunció. No se puede entender cuál fue la razón de pagar gratuitamente ese costo político.

De la misma forma, siempre fue un ejercicio de prestidigitación el itinerario y destino de los Fondos de Santa Cruz. Algo tan sencillo como las distintas colocaciones y los intereses devengados, elemental en toda rendición de cuentas se convirtió en un misterio más complejo que la teoría de la relatividad. Un ejercicio de prestidigitación pero con el defecto que al mago se le detectan los trucos.

CLIMA DE ÉPOCA II

La Argentina ha tenido sólo 52 presidentes a lo largo de su historia, de los cuales 13 fueron de facto. Excluyendo a Néstor Kirchner y Cristina Fernández, los presidentes elegidos fueron 37. A lo largo de las sucesivas generaciones, es posible que el número de argentinos alcancen una cifra de trescientos o cuatrocientos millones. Néstor y Cristina comparten el espacio de los elegidos con solo 37 argentinos. Es un círculo ultra restringido y es la cima máxima que puede alcanzar todo el que se inicia en política con su bagaje de ideales. Por eso resulta difícil de entender que alcanzado ese sitial se perpetren hechos confusos, situaciones reprochables o desatinos como integrar sociedades incompatibles con los puestos alcanzados. Sobre todo cuando uno afirma: “ No dejaré mis ideales en la puerta de la Casa de Gobierno”

Pero para no confundir aserrín con pan rallado, es bueno recordar una aseveración del economista Carlos Leyba: “ No es lo mismo que haya corrupción en un gobierno a que gobierne la corrupción. A mí no me importa que Menem se haya llevado dos pesos, lo que me importa es que entregó el petróleo”

Desde una perspectiva histórica la valuación del kirchnerismo tendrá otros parámetros de análisis. Si el balance político, económico y social arroja un saldo favorable, las oscuridades serán una nota al pie. Si el resultado es negativo, las irregularidades formarán parte del cuerpo principal.





(1) “Partió rumbo a Chile donde permaneció hasta enero de 1823 cuando se trasladó a Mendoza. Desde allí pidió autorización para entrar en Buenos Aires y poder ver a su mujer que estaba gravemente enferma. Cuenta su compañero del Ejército de los Andes Manuel de Olazábal que al enterarse que su querido jefe partía hacia Buenos Aires decidió salir a su encuentro y acompañarlo. San Martín conocía perfectamente los efectos que había producido entre la clase dirigente porteña su negativa a participar en la represión interna. Unos años antes Zañartú ya le había advertido a O¨Higgins: “Todos abominan de San Martín y no ven en él más que un enemigo de la sociedad desde que se ha resistido a tomar parte en las guerras civiles y ha impedido la marcha de sus tropas. A él le atribuyen la sublevación de los pueblos y si aumentan las desgracias de este país, creo que le quemarán en estatua” 5-02-1820

Rivadavia, ministro de gobierno del gobernador Martín Rodríguez, uno de los principales enemigos de San Martín, le negó el permiso, argumentando que no estaban dadas las condiciones de seguridad para que entrase en la ciudad. En realidad Rivadavia, que siempre le había negado cualquier tipo de ayuda a San Martín, temía que el general entrase en contacto con los federales del Litoral y, con su prestigio, diera un vuelco absoluto a la política local. El gobernador de Santa Fe, Estanislao López, le envió una carta advirtiéndole que el gobierno de Buenos Aires esperaba la llegada del general para someterlo a un juicio por haber desobedecido las órdenes de reprimir a los federales y le ofrece marchar con sus tropas sobre Buenos Aires si se llegara a producir tan absurdo e injusto juicio……San Martín le agradeció a López su advertencia y declinó su ofrecimiento para evitar “ más derramamientos de sangre”. Ante el agravamiento de la salud de Remedios, y pese a las amenazas, San Martín decidió viajar igual a Buenos Aires, pero lamentablemente llegó tarde, su esposa ya había muerto, sin que él pudiera compartir al menos sus últimos momentos” “Los mitos de la historia argentina” Tomo II de Felipe Pigna Página 56 y 57 Editorial Planeta

(2) “Bolívar se encontraba cerca de Cartagena cuando recibió la noticia del asesinato de Sucre, que lo anonadó y precipitó su muerte. Se disponía a viajar a Europa, aunque ya carecía de recursos, pues había regalado su quinta, empeñado su vajilla de plata y distribuido sus últimos dineros entre la multitud de oficiales, soldados y partidarios que huían de Bogotá hostil. Aquel mantuano que al iniciarse la revolución tenía mil esclavos, los había liberado a todos. Ahora, los propietarios de esclavos que el rehusó expropiar, lo echaban de la patria. Solo esperaba un barco para alejarse de la tierra de sus hazañas. Sintiéndose agravado su mal, llegó hasta Santa Marta. Allí los médicos comprobaron que sus días estaban por concluir. Sus partidarios lo llamaban para encabezar de nuevo la República, envuelta en el caos. Páez, el “primer lancero del mundo”, gobernaba en Venezuela y no estaba dispuesto a entrar en negociaciones con Nueva Granada “hasta que Bolívar hubiera evacuado el territorio de Colombia………Murió el 17 de diciembre de 1830 en Santa Marta, en cama ajena, médico gratuito, sin un centavo y con la Gran Colombia dividida en cinco Estados. El separatista Santander escribió: “El tiempo nos dirá si su muerte ha sido o no útil a la paz y a la libertad. Para mí tengo que ha sido no sólo útil sino necesaria” Historia de la Nación Latinoamericana” Jorge Abelardo Ramos Páginas 320 y 321 Peña Lillo Editor 1968

A su vez la maestría de Gabriel García Márquez recrea las horas finales de Bolívar en Bogotá, en su novela “El general en su laberinto” Escribió: “Él abrió sus ojos, menos inquieto que intrigado, y ella cerró el libro en el regazo, marcando la página con el pulgar.

“Son sus amigos “, le dijo.

“ No tengo amigos”, dijo él. “Y si acaso me quedan algunos ha de ser por poco tiempo”

“ Pues están ahí afuera, velando para que no lo maten” dijo ella ( Manuela Sáenz, su compañera)

Fue así como el general se enteró de lo que toda la ciudad sabía: no uno sino varios atentados se estaban fraguando contra él, y sus últimos partidarios aguardaban en la casa para tratar de impedirlos. El zaguán y los corredores en torno del jardín interior estaban tomados por los húsares y granaderos, todos venezolanos, que iban a acompañarlo hasta el puerto de Cartagena de Indias, donde debía abordar un velero para Europa”



24-07-2009



TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS . Hugo Presman. Para publicar citar la fuente

Puede visitar nuestro blog http://www.presmanhugo.blogspot.com/
 
     
RESPONDER >   
     
  Raul Martínez (Perrengue)  (hace +1 año ) Reportar Abuso
  Estimados Uds.publiquen lo que deseen. O no publiquen nada, pero responde a la solicitud de saber si yo podía transmitirles algo de lo escrito por Hugo Presman.Allí va la Segunda Parte; CONOCIENDO a HUGO PRESMAN

Acerca de la falta de críticas. Los textos enviados fueron extraídos al azar. Simplemente para ejemplificar que tengo toma de partido en favor de los movimientos populares, sin integrar los mismos para mantener la independencia crítica.
EL PERONISMO Y LA TRIPLE A
En una sociedad tan poco propensa a la autocrítica, tan inclinada a la ciclotimia, es casi normal que los partidos políticos no suelan analizar sus zonas oscuras. (…) El peronismo ha decidido prescindir de una evaluación crítica del gobierno de Isabel y López Rega o del menemismo. Y en ningún caso debe atribuirse la omisión a “la falta de tiempo” o no tener la suficiente distancia de los hechos que impidan realizar una evaluación histórica. En el caso del peronismo, su verticalidad favorece el ponerse distintas camisetas ideológicas como si fueran una continuidad y nunca una ruptura. Así el senador Miguel Ángel Pichetto, un ejemplo entre miles, puede pasar de ser ultramenemista a ultrakirchnerista sin tener que aclarar nada. Apoyó por ejemplo la privatización del correo con el mismo entusiasmo que su estatización. (…)

Alejandro Horowicz, en “Los cuatro peronismos” sostiene: “El responsable político de la represión discriminada era, indudablemente, Lopecito con sus nuevos entorchados; su modo de operar, un calco de la OAS francesa. Es decir: una mezcla de Profesionales del crimen sin ideología alguna y de activistas ideológicamente consustanciados; el botín de los masacrados debía financiar su funcionamiento o, al menos, oficiar de estímulo adicional para los masacradores” Y en la página 272 sostiene: “La ola de muerte servía, en este caso, al programa del FREJULI. Si los Montoneros asesinaban a un burócrata famoso, el general podía acudir (lopezreguismo mediante) al uso de la “Triple A”. Perón sabía que no contaba con una fracción militar adicta, que todas las operaciones de represión requerían el uso de fuerza propia, pues el facilitar el ingreso de fuerza ajena (el Ejército) ponía al gobierno, más tarde o más temprano, en manos de los militares. Por eso acudió a un expediente extremo: el terrorismo parapolicial”

A su vez José Pablo Feinmann en la “La cara oscura de Perón” Legasa ( 1987) escribe: “López Rega fue un producto del peronismo. Y más aún: fue un producto de Perón. De aquí la resistencia de los peronistas a tratar el tema: el tema lo involucra a Perón. López Rega es su cara oscura y los peronistas no quieren ver esa cara de Perón. (…) “Muchas veces – había confesado Perón- López Rega me ha dicho que creemos un “batallón de la muerte. Y aquí- aunque duela – es donde Perón se involucra con esta triste historia. (…) Perón controla los delirios criminales de López. Pero los conocía. Y este conocimiento constituye una parte esencial de su cara oscura. (…) ¿Cómo le mantuvo los poderes? ¿Ignoraba acaso que una vez producida su muerte, López pondría en vertiginosa acción los escuadrones de la muerte?”

Gustavo Caravallo, secretario técnico de Perón en la revista Debate del 25-01 2007: “Perón no fue una monjita que descartara el uso de la violencia, aunque nunca aceptó el crimen. En una ocasión, mencionó con orgullo -en una reunión a la que yo asistí- como había terminado con un par de mítines de la FUBA autorizando a grupos pesados sindicales a enfundar palos y romper algunas cabezas para responder así a las barras bravas de la FUBA que habían atacado a militantes peronistas. (...)
López Rega se fue del país el 19 de julio de 1975. Pero, dice Horowicz “Sus hombres se quedaron, su política se quedó y – hasta que las Fuerzas Armadas depusieron a la presidenta en marzo del 76- suya fue la brújula política que orientó al gobierno”

Con relación a Isabel, su papel histórico es secundario y deficitario. (…) (En España): En el libro “Garzón, el hombre que veía amanecer” de Pilar Urbano se transcribe: “Semanas antes (1997), el juez número 5 recibió como testigo a la ex presidenta argentina María Estela Martínez de Perón (…) Los abogados de la acusación le preguntan por varios mandos de la Triple A. María Estela niega conocerlos. Cuando le muestran fotografías donde se les ves a ella y a su ministro López Rega con esas personas (Juan Ramón Morales, Miguel Ángel Rovira, Almirón Sena y Pedro Eladio Vázquez), ladea la cabeza : “ Pues ...no, no lo recuerdo”. Luego la interrogan sobre honorables fascistas y masones italianos “¿Conocía usted la relación de Licio Gelli y Giancarlo Valori con la Triple A? ¿Estuvo alguna vez con Michelle Sindona? , ¿ y con Bruno Pasarelli? ¿ y con Roberto Calvi? Ella, lo mismo: no niega, pero se hace la desmemoriada. Garzón le advierte del falso testimonio, “ porque comparece usted como testigo, obligada a decir la verdad”. Muy pálida la presidente pide agua. Abren una nueva batería de preguntas con fuerte carga. ¿ Qué puede decirnos de la conexión entre las personas ya mencionadas de la Triple A y de la logia P2, Propaganda Due? ¿ Le dijo López Rega que él compraba armas en Libia, para la Triple A, con dinero del Ministerio de Bienestar Social? Las respuestas de María Estela son evanescentes. “ Yo no sé nada……no recuerdo….nunca supe que ellos tuviesen vínculos con la Logia P2, ni con el tráfico de armas…..Perón no me dijo….” ¿Sabe usted quienes eran los de la Triple A? Si……unos que mataban… ¿Sabe quienes eran los Montoneros? Si….unos que cantaban. Perdone, señora – le dice Garzón en ese momento- pero no logro entender que usted haya sido presidenta de la República Argentina casi dos años, y no sepa nada….

Es que yo…..soy una pobre mujer ignorante. Además ¡no entiendo de política! Estuve allá, porque lo decidió Dios.
Todos la miran estupefactos. Pero antes, María Estela se ha referido con elogio al Almirante Massera, el de los horrores de la ESMA. El Juez pregunta: ¿ Massera la visitó Ud. aquí, exiliada ya en Madrid? - Si, el me visitó en algunas ocasiones. Allí estuvo en Messidor, la residencia de Bariloche donde me tenían recluida. Y acá, cuando pasó por Madrid, me visitó en mi domicilio.
¿Y como es que seguía teniendo Ud. relación con uno de los jefes de la Junta Militar que la derrocó? - ¡ Ah, Massera es una excelente persona! Primero, tuve con él relaciones de Presidenta a jefe militar. Y después, grande motivos de agradecimiento. Durante mi detención, él me salvo tres veces ¡por los pelos! De ser fusilada. Nunca me contó bajo qué órdenes; pero me iban a ejecutar.
Sólo en un instante Estela es ella misma y no la boba que finge ser. Le han preguntado por qué cesó a López Rega. Se yergue en la silla, adelanta el pecho y alza el mentón. Brilla algo metálico en sus ojos cuando responde: - Ah, si tu tenés el mando, pero siempre hay otro que te está mandando, algún día has de demostrar que….quién manda, manda” Páginas 497/498

REFLEXIÓN FINAL
A pesar de muchas acciones demenciales de la década del setenta, parece poco probable, para no decir descabellado tratar listas de personas sentenciadas clandestinamente en reuniones de gabinete. Los testimonios de los pocos sobrevivientes actuales son contradictorios. Cada uno puede abrevar en la fuente más afín a sus convicciones. (…) No sabemos si Perón llegó a percibir como Lenín, que el poder formal, a su muerte se deslizaba hacia López Rega acá, a Stalín ( formal y real) en la URSS. Que en ambos casos lo que se avizoraba era criminal. Ese resultado es una enorme hipoteca en la biografía de Perón, sin dudas, el político más importante en nuestro país en el siglo XX.
El recuerdo del final oscuro del tercer gobierno peronista, facilitó la primera derrota electoral a través del socialdemócrata de Raúl Alfonsín, el 30 de octubre de 1983.
03-02-2007 Hugo Pressman

Nota: Este comentario es uno de los dos que envió el forista sobre el periodista Pressman. La redacción de Los Anteojos del Tata tuvo que sintetizar partes del primero por su enorme longitud original, y suprimir el segundo en el que se exponía un extremadamente extenso comentario de Pressman en el que difundía el pensamiento "peronista revolucionario". Para aquellos que les interesa esta forma de pensar, pueden ingresar al blog que tiene el mismo Pressman: www.presmanhugo.blogspot.com.
 
     
RESPONDER >   
     
  Amilkar  (hace +1 año ) Reportar Abuso
  Sr. Udenio: buenísima la página.
Sugiero tratar el tema candente, permanente, de la defraudación a millones de jubilados a los que se mantiene con una retribución MISERABLE, como se les estuviera regalando algo SOSTENIDO, POR AHORA, CON LOS APORTES DE LOS TRABAJADORES ACTIVOS.-
Y que, en todo caso, debieran cubrirse con la moderación de los gastos del estado, casi siempre mas inútiles que las caries.-

Otros temas, como lo del indec, QUE ESTÁ TRATADO Y DENUNCIADO HASTA EL HARTAZGO, SIN EL MENOR SINCERAMIENTO DE LOS RESPONSABLES.- LEÑA CON ELLOS, DON UDE.-
YO HE COLABORADO CON UD. TAMBIEN HASTA EL CANSANCIO CON MI DENUNCIA PERMANENTE contra los cipayos.- OMNIPRESENTES EN LA VIDA ARGENTINA.-
No es un triste privilegio argentino el amarillismo. Tengo una revista ASI de cuando la noticia era el asesinato de BOB KENNEDY, con loas al salvador de la democracia...y sin decir ni una letra que ese HDP del clan Kennedy tiró a la mina que tenía (en adulterio) con auto y todo, a una laguna..y la dejó ahogar... ¿para que no hable?

Y, Don Ude, si me permite una crítica constructiva: En el diseno de este recuadro para escribir... Se le puede dar mas ancho al mismo, para que resulte más fácil al que escribe? Y, por necesario, por comodidad para el usuario, algo mayor el tamaño de las letras.- En beneficio de los requeteviejos que estamos atrás suyo, utilizando, muchos, la libertad de expresión con la que Ud. nos beneficia.- En reemplazo de la que los "MEDIOS" NOS RETACEAN.-
Para cerrar el tema de el Kennedy número dos, en una vieja revista Selecciones de Reader Digest LO ESCRACHAN CON PELOS Y SEÑALES. hasta el hecho de que era un notable nadador... y no se tiró al agua a sacarla, a la víctima, MARY JO KOPECHNE, hasta que fue tarde.- Algo como la demora en el caso de Mari lún Monroe, otra víctima del clan.-
 
     
RESPONDER >   
     
  Los Anteojos del Tata  (hace +1 año ) Reportar Abuso
  Ante la reiteración del forista Perrengue en mencionar textos del Sr. Hugo Pressman, y ante la posibilidad de que los demás foristas desconozcan su procedencia, la Dirección del diario se ve obligada a aclarar que la susodicha persona adhiere abiertamente a una ideología emparentada con la llamada "izquierda nacional" o "populismo revolucionario".
Sus principales referentes ideológicos, según sus propias manifestaciones, son Abelardo Ramos y Jauretche, por citar sólo dos de ellos.
Su admiración hacia la Cuba de Castro, la Venezuela de Chavez, la Bolivia de Evo Morales, la Argentina de Kirchner, así como su exacerbado odio hacia los países desarrollados, en especial por supuesto, los Estados Unidos, Inglaterra y Alemania, se explicitan en casi todas sus opiniones y escritos.
Según sus escritos, para el Sr. Hugo Pressman, el mundo está claramente dividido en dos: los buenos y los malos. Por supuesto, él se encuentra del lado de los primeros.

De todos modos, toda opinión es siempre enriquecedora.

La Dirección.
 
     
RESPONDER >   
     
  Perrengue  (hace +1 año ) Reportar Abuso
  Extraído de Página 12 textualmente...
(sobre la violencia y la criminalidad)

Stornelli criticó a las gestiones anteriores por querer "seguridad sin policías"
El ministro de Seguridad bonaerense cuestionó a la "generación de abolicionistas" que pretendían bajar los índices delictivos "sin policía, sin cárceles y casi sin jueces". Para lograr resultados hay que "estar horas con el culo en la silla, y no sanateando", agregó Stornelli.

"Conozco bien el paño, conozco bien el tema y conozco a estas personas que profesan esta fe, pero que tienen una gran responsabilidad de haber puesto a la Provincia en llamas y hoy detrás de las mamparas tiran piedras y hablan de los demás", afirmó el funcionario, apuntando a la gestión del ex gobernador, Felipe Solá, entre otros.

Stornelli defendió el accionar de la policía en el combate contra el delito, al destacar que "se puso al frente del problema, cargando problemas propios y ajenos, porque la clase política o algunos personajes tratan de lavar sus partes en la cabeza de los policías, acusándola de todos los males de la Provincia".
 
     
RESPONDER >   
Páginas 1  2  3  4  5  6  7  8  9  10  11  12  

 

Siguiente >       

 

 



Buscar en este diario:


Articulos Comentarios

Para efectuar un comentario, puede hacerlo ingresando a ver la nota completa, incluyendo un nombre de usuario y una dirección de mail. No existe censura previa pero el sitio se reserva el derecho de cancelarlo si lo considera ofensivo.
Algunos Diarios del Mundo
 
JORNAL DO BRASILLA RED21EL UNIVERSALEURONEWS en españolVANGUARDIALa NacionEL MUNDO ABCEL COMERCIOLa TerceraPRESSEUROPCNN en españolThe New York TimesEL PAÍSUrgente24GRANMA LA REPPUBLICAO GLOBODEUTSCHE WELLE en españolInfobae
 
 Noticias de Último momento
 
 
 Notas agrupadas por categorías

+ Salud (135)
+ Noticias (113)
+ Política (52)
+ Política económica (38)
+ Autoritarismos (32)
 
 Notas más vistas

 
 Notas más comentadas

 
   Recomendados de los Anteojos del Tata



















"El mensajero del otro lado" y "Los anteojos del tata" son marca registradas.
Todos los derechos reservados 2013©. Feed RSS

Desarrollado por DinardiProject®